Bruxismo

Bruxismo es el hábito involuntario de rechinar o apretar los dientes, generalmente durante el sueño. Estrés, ansiedad y algunos fármacos (antidepresivos) suelen aumentar su aparición e intensidad.
Clasificación
Bruxismo diurno. Se define como el apretamiento o frotamiento de los dientes, a
veces inconsciente, pero, generalmente, consciente. Suele estar relacionado con
otros tics o manías como comerse las uñas o morderse los labios, y es frecuente
que se produzca cuando se está concentrado: trabajando, estudiando e incluso
conduciendo.
-Bruxismo nocturno. Totalmente involuntario. Se produce mientras se duerme.
Puede tener lugar por apretamiento o friccionamiento y puede ser el causante del
cansancio muscular o dolor de cabeza que aparece al levantarse de la cama y de
la contractura de los músculos del cuello.
-Bruxismo céntrico o de apretamiento. Se aprietan los dientes por una
contracción muscular. Estos no llegan a desgastarse, pero la mandíbula tiende a
cargarse en exceso, provocando contractura muscular asociada a molestia y
dolor.
-Bruxismo excéntrico o de frotamiento. Los dientes rechinan produciendo un
desgaste dentario mayor, aunque los dolores de tipo muscular apenas son
apreciables.
-Bruxismo diurno y nocturno: Tiene lugar en cualquier momento del día, es el más
dañino y el que provoca mayores problemas.
Signos y Síntomas
Principalmente desgaste de los dientes y en casos extremos fracturas dentales.
Pero lo primero de lo que suele quejarse el paciente es de dolor en la articulación
y en los músculos que puede irradiarse hacia la cara, cuello, espalda y/o provocar
dolor de cabeza.
1. Dentarios
• Desgaste de los dientes (esmalte y dentina).
• Erosiones cervicales. Desgaste del cuello de los dientes.
• Movilidad dental.
• Fracturas de dientes.
• Ruidos oclusales.
• Hipersensibilidad dentaria por pérdida de esmalte en el cuello de los
dientes (abrasión).
2. Neuromusculares.
• Fatiga muscular.
• Dolor muscular (en la cara, cuello y espalda)
• Hipertrofia de los músculos maseteros
3. Articulación Témporo Mandibular (A.T.M.)
• Dolor articular
• Ruido articular.
• Disfunción de la Articulación témporo mandibular y Trastornos témporo
mandibulares ( T.T.M.)
4. En el oído
• Dolor
• Tinitus (sensación de pito en el oído)
Tratamiento
En primer lugar es esencial tener la boca completamente sana, sin infecciones ni
caries. Dependiendo de cada caso el tratamiento a seguir puede basarse en una
combinación de los siguientes:
• Modelos de estudio para diagnosticar y planificar el tratamiento.
• Radiografías específicas.
• placa de relajación, plano de
desprogramación o de alivio oclusal
• Desgaste selectivo o ajuste oclusal de los dientes, premolares y molares.
• Fisioterapia: ejercicios musculares específicos (kinesiológicos).
• Farmacológico: en algunos casos en fases agudas de dolor.
• Calor seco y húmedo según indicaciones específicas.



SOLICITA TU EVALUACIÓN SIN COSTO

Nombre*

Apellido*

Teléfono*

Email*

Mensaje